Skip to content

LA “CÚPULA DEL MILENIO” ME DA SED… ¡¡Y CUÁNTA SED!!

03.07.2013

cúpula del huevo frito (www.humorete.com)Verano, calor, sed… todo uno. Es lo normal. Al pasear por la calle, buscamos las aceras en sombra, y nuestras casas o nuestros edificios públicos o comerciales se convierten en refugios del sol abrasador. Pero a veces… no. Esto es lo que está ocurriendo con la “Cúpula del Milenio”, originalmente llamada “Cúpula de la Sed”, curiosamente…

Tras cumplir con su cometido efímero en el recinto de la Expo de “Fluvi” en 2008, el Ayuntamiento de Valladolid adquirió el pabellón del arquitecto Enric Ruiz-Geli para su re-ubicación en la futura “Plaza del Milenio“, plaza que venía a coronar la época gloriosa de la España del pelotazo en Pucela city. Mirad, mirad cómo se vendía la obra en este vídeo del proyecto, que hasta tiene web propia y todo:

http://www.plazadelaguaydelaluz.es/web/index.html#/2_0

Pero… pasados apenas 2 años de su apertura al público, ya está demostrando su ineficiencia, para desgracia de todos los ciudadanos vallisoletanos. A los defectos varios del proyecto de urbanización de la plaza y el puente de Isabel la Catódica (sí, la “catódica“, pues el puente te metía unas descargas de corriente estática que le hizo salir en TV y ser rebautizado como el “puente del calambre” con apenas un mes de vida), ahora se suman los inconvenientes del uso estival del Pabellón que todos los pucelanos llamamos “la cúpula”. Hace tanto calor que parece el calor del milenio, lo cual de nuevo le devuelve a su bautismo original: la cúpula de la sed, porque como pases allí un rato en verano más vale que te hidrates y… ¡¡rápido!!

¿Error del arquitecto? Del todo, NO, aunque sí en parte. Y no se trata de falso corporativismo, en absoluto. El error radica en usar la arquitectura de manera distinta a cómo fue concebido. En Zaragoza, la cúpula albergó exposiciones sobre el agua completamente a oscuras, disponiendo una envolvente interna que oscurecía el interior del pabellón. Apenas pasabas unos minutos dentro como visitante (yo lo vi in situ en 2008), y no funcionaba del todo mal. Pero tras su traslado a la capital castellana, la cúpula alberga eventos de cierta duración (conciertos, eventos, ferias, etc.) y sin ningún tipo de protección solar. Una infame tropelía arquitectónica de sus nuevos gestores/propietarios, el Ayuntamiento de Valladolid, pues está generando problemas casi irresolubles de confort térmico en su interior. Leed la última…

http://www.elnortedecastilla.es/20130629/local/valladolid/ayuntamiento-prueba-unas-lonas-201306291027.html

Lo peor es que, según se desprende de la información del NORTE DE CASTILLA, la solución es aún peor, pues suma más gastos a una obra fastuosa y sin garantía de éxito. La idea es pasar de una cúpula luminosa a una haima sahariana oscura o una carpa de circo, aunque igualmente sofocante de calor como luego explicaremos. De hecho, algo así ya han tenido que hacerlo hace meses en la parte anexa dedicada al restaurante del Pabellón. Sorprende, no obstante, que el Pabellón sea meritorio de premios a su EFICIENCIA ENERGÉTICA, aunque ya sabemos que los premios “se compran” por motivos políticos en muchos casos, pero con asuntos tan delicados como estos, se debería ser más cauteloso antes de ensalzar determinadas proclamas y loas del género auto-bombo. Incluso se han propuesta alcanzar la clasificación “VERDE  DE 4 HOJAS”, algo así como el equivalente a un nivel “Oro” o “Platino” del certificado LEED o “Excelente” del BREEAM. Me temo que no ha existido un mínimo estudio bio-climático de balance energético estacional en fase de proyecto, pues de hacerlo se hubieran detectado estos problemas de antemano, y se hubieran podido atender. Pero ahora, a hechos consumados, es mucho peor el remedio que la enfermedad.

Solo hay dos vías básicas de resolver el efecto invernadero generado en verano, además de seguir gastando más y más KW en climatización (pues como la factura de la luz está barata, oiga…), para evitar problemas de salud a sus efímeros moradores:

  • Una protección solar físicamente situada por el EXTERIOR de la envolvente de colchones de ETFE existentes: sí, por el exterior, nada del interior. Todos sabemos cómo funcionan las persianas de nuestra casa, ¿verdad? Siempre están por fuera de la ventana, no por dentro. Si queremos actuar como barrera anti-soleamiento, debemos evitar la radiación solar directa sobre la envolvente con elementos auxiliares que arrojen sombra sobre la piel del edificio (=colchones de ETFE en nuestro fatídico pabellón). Claro, esta opción queda descartada a la primera de cambio, porque anularía la presencia estética de la cúpula al quedar tapada por no sé qué tipo de nuevo sombrajo… ¡¡horror!!
  • Una generación de ventilación del aire interior al ambiente exterior, disipando el aire recalentado por salidas de aire (rejillas, compuertas, exutorios, …) por los que ese aire tórrido situado en la parte más alta del espacio se evacuaría sin más. De nuevo esto implica tocar el diseño de la envolvente de colchones para insertar estos “aireadores”, pues ahora mismo solo cuenta con unos diminutos exutorios en lo alto. Situar estos mecanismos eficaces pero de naturaleza industrial o agrícola en un edificio estrella como éste parece impropio, así que implicaría que el autor diseñase una solución a bajo precio en consonancia con la estética del edificio. Además, si estas ventilaciones se complementan con unas en la parte inferior de la cúpula, se podría refrescar la temperatura del aire en el interior de la cúpula en las noches de verano, que en Valladolid normalmente son fresquitas, y… ¡¡a coste cero, oiga!!

cúpula del milenio valladolid (antes cúpula de la sed)

Como veis, no hay buena solución, o al menos no una compatible con la “deslumbrante” estética del edificio. Y, me temo, que no la van a encontrar por más que se gasten el oro y el moro… Sin tratar de señalar a nadie, no podemos negar que la culpa no es de la empresa constructora, quien simplemente se ha atenido a construir el edificio conforme a un proyecto supervisado por los técnicos municipales (me figuro que así fue, pues ése es el protocolo…). El error tampoco es achacable exclusivamente al arquitecto, pues como decía antes se proyectó con otras premisas distintas para Zaragoza, su primera ubicación. No es menos cierto que era deber del arquitecto haber introducido esas correcciones para su nuevo uso en Valladolid, caso de haber sido informado como seguro que fue al ser reconstruido en nuestra ciudad. Es cuando menos responsable de subsanar el error de omisión, sin costes añadidos por honorarios de nuevos proyectos modificados o lo que sea menester como documento técnico (que no será cualquiera cosa, vaya…). Y los responsables del gobierno municipal deberían ser honestos, asumir el error como propio, y poner solución al mismo pronto al menor coste posible, comprometiéndose a no volver a poner su criterio político por encima del técnico, como suele ocurrir en tantos y tantos ayuntamientos, como todos sabemos (y sufrimos).

Ojalá nos den la alegría de una respuesta modélica, pero como no hay precedentes, no alberguemos muchas esperanzas. Yo no soy de los que opinan que esa obra “no era necesaria”, que no ha reportado algo de valor añadido a nuestra ciudad. Decididamente, no lo creo. Con sus aciertos y errores, entiendo que es una obra de la que la ciudad se puede beneficiar, pese a que el coste ha sido desmesurado en tiempos de crisis. Lo peor son las formas de hacer las cosas, primando otros intereses por encima de los del ciudadano, y sin realizar una vigilancia extrema a estos proyectos de los starchitects (=arquitectos estrella), que tan frecuentemente han ido dejando caer sus “mágicas obras” por aquí y por allá, a veces sin mucho compromiso con el usuario (aunque sí con su mecenas político), como ha sido este caso; y, lamento decir, que no ha sido el único en la ciudad del Pisuerga: Museo de la Ciencia, Auditorio Miguel Delibes… Pero de esos otros sonados fracasos, querido lector, hablaremos en otro post; lo dejo aquí, que con los calores del verano y los de pensar en la cúpula me ha entrado una sed

Anuncios

From → [ actualidad ]

2 comentarios
  1. Poco hay que añadir. Sabes de sobra cual es mi opinión al respecto, porque desde el principio los dos comentamos el problema que existiría si no se tenían ciertas precauciones. No hace falta hacer un megaestudio con ECOTECT para saber que si no se van a tomar las medidas precisas para evitar el sobrecalentamiento interno protegiendo la envolvente, se debe dejar “salidas de aire” en la parte en la que se concentra el calor para que el efecto de la estratificación del aire no se haga tan grande que la bolsa de aire caliente, llegue directamente a unirse con el suelo. Huelga decir que debería haber una renovación de aire mediante un sistema mecánico controlado por temperatura y por concentración de monóxido de carbono, para “agilizar” ese movimiento de aire hacia el exterior, aprovechando la entrada de aire “humectado” que pasa por los minúsculos estanques de agua y plantas que rodean la cúpula, pero es que encima si las instalaciones de climatización no son capaces de enfriar ese espacio (según cita el artículo del norte de castilla) es porque seguramente estén mal calculadas (cosa que dudo) o porque los parámetros de partida para el cálculo (transmitancias de los cerramientos, factor solar REAL del ETFE, OCUPACIÓN REAL en eventos a realizar…..) han sido erróneos. En fín, ¿cuál sería la solución?…..si nos contratan se la decimos, pero doy una pista…¿Qué haces cuando tienes sed? bebes..en el agua está parte de la solución

  2. Gracias por comentar, ingenieros de CyA Proyectos.

    Suscribo todo lo que apuntáis en el comentario. Al error del estudio de balance energético (acondicionamiento pasivo) se añade uno no menor de falta de convección interna del aire recalentado. Pero fíjate que son capaces de gastarse más dinero en climatizar antes que en estudiar CIENTÍFICAMENTE la causa del nefasto error del proyecto. Se ahorrarían tanto, verdad?
    Pero no. Aún seguimos con la idea de que “enmendar” significa “reconocer un error”, y éso a nadie le gusta. Y si podemos tapar la deficiencia sin que nadie lo vea (por éso quieren actuar por dentro de los colchones), pues mejor. Pero les va a salir mal la jugada esta vez. Solo espero que aparezca un Ferrán Adriá y se le derritan sus “espumas de no sé qué” en pleno certamen de pinchos y entonces ya sí, con todos los focos apuntando, tomen cartas en el asunto, hablando con expertos…

    El problema también está en no exigir una calidad de un proyecto contrastado con estudios científicos garantizados o auditables en fase de proyecto y obra. Paradójicamente, si tienen ‘money’ para contratar a una consultar medioambiental que les proporcione la certificación VERDE que pretenden para vendernos mejor el producto. Pero.. ¿a quién quieren engañar? Todos sabemos que los paneles fotovoltaicos situados en la barandilla/antepecho de las aceras del puente “catódico” no funcionan por estar pésimamente orientados, es solo “eco-marketing” de fachada, nada más. Y de los aero-generadores, para qué hablar… una ruina, a ver si publican su ‘ROI’ (retorno de la inversión) y nos la explican a algunos… Dejaremos lo del refrescamiento por humedad, pues las plantas del zócalo de la cúpula hace meses que están completamente muertas por falta de riego entre otros detalles. No sigo, que me pongo malo…

    Alguien da más?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

arquitextonica.net

publicación digital sobre arquitectura, diseño, imagen y sociedad red

FAKTA

Espacio para la teoría del arte y la crítica cultural

MASTERS of CONCRETE

Construir, habitar, pensar y citarlo todo

dicho en el vacío

una colección de textos sobre arquitectura y lo que la rodea

arquitectura con minúsculas

"mucha gente pequeña, en lugares pequeños, haciendo cosas pequeñas, puede cambiar el mundo" e. galeano

proyecto.progreso.arquitectura

ISSN 2171-6897 / ISSN-e 2173-1616 / DOI: http://dx.doi.org/10.12795/ppa

cajón (de sastre) de arquitecto

el cajón (de sastre) de arquitecto para la cultura, el diseño y la arquitectura contemporánea

axonométrica

representación de una idea referida a tres ejes ortogonales: la teoría, la práctica y la docencia de la arquitectura

Con un garabato

Garabateando arquitectura

Architectural Disaster LOL

A blog manual for what not to do in architecture. Enjoy :)

LIVE COMPONENTS

Just another WordPress.com weblog

delirious new blog

arquitectura + procesos creativos

ESARQ-School of Architecture

Official blog of ESARQ-School of Architecture at UIC Barcelona

Josep K

proceso de construcción

PedacicosArquitectonicos

Arquitectura Curiosidades Blender Proyectos Estudiantes Actualidad

n+1

Aquí también hay que leer compulsivamente (LFC)

blanca espigares rooney

Arquitectura, investigación y docencia

el blog de [ r-arquitectura ]

by Rodrigo Almonacid C. (arquitecto)

A %d blogueros les gusta esto: